Reiki

Reiki es una práctica espiritual desarrollada en 1922 por el budista japonés Mikao Usui, un maestro que utilizó el Reiki como una terapia complementaria para el tratamiento de las enfermedades físicas, emocionales y mentales. Se utiliza una técnica comúnmente llamada sanación con las  palmas de las manos o manos de sanación como una forma clasificada  en  la medicina oriental por algunos organismos médicos profesionales. Mediante el uso de esta técnica, el terapeuta transfiere la energía universal (es decir, el reiki) en forma de Ki a través de las palmas de las manos; lo que permite la auto-curación y el estado de equilibrio. Los mayores beneficios de Reiki para la salud son la reducción del estrés y la obtención de la relajación, mediante la activación del poder curativo natural del cuerpo, para mejorar y mantener la salud del cuerpo, mente y espíritu. La energía de sanación de Reiki es una herramienta que se puede utilizar en cualquier momento y en cualquier lugar o terreno para liberar el estrés, el dolor, y obtener energía rápidamente.